Luna,

redonda Luna,

 pandereta de hojalata.

 De vez en cuando te escapas,

 ¡Ay! Coqueta,

 con las estrellas de nácar.

 

Luna, Luna,

 dos veces, que no una.

 Luna, ¡mi pequeña Luna!,

 en tu carita morena

 la mar se vierte serena

 y brilla verde aceituna

 tu mirada, Luna.

 

Luna, Luna, Luna,

 más que dos, fueron tres,

 te llamo y te llamo,

 y por más que lo hago,

 tú no me ves.

 

Cádiz, 12 de abril de2008